NOVEDADES: Posible futuro proyecto: Rental kyuseishu

sábado, 31 de enero de 2015

Retrotutoriales: discos de vinilo

Hoy retomo desde mi otro blog la sección "retrotutoriales" para explicar un nuevo caso de tecnologia que ha caido en desuso: los discos de vinilo.

Una de las cosas que siempre ha querido el ser humano es comunicarse con la mayor precisión posible. La escritura permite transmitir las palabras y la fotografía las imagenes, pero tambien se quiere transmitir el sonido y para ello es necesario grabarlo de alguna manera.

Para ello, uno de los sistemas que mas se popularizó fue el uso de discos de vinilo. El vinilo es un material ligeramente flexible y que puede ser "raspado" y que quede marcado de manera permanente y en esas "raspaduras" es posible almacenar información de manera continua (analógica).

El sistema empleado en los discos de vinilo es una aguja, que al moverse sobre una raspadura capta las vibraciones de la misma. Esa vibración es tranformada y transmitida a un altavoz o similar y asi se convierte en sonido.

Lo que nos llama la atencion es ¿por que un disco? Se podria hacer en una larga tira de plastico, pero seria imposible de manejar, asi que se raspa en forma de espiral sobre un disco de vinilo. Mucho antes se hacia sobre cilindros (similares a los del papel higienico), pero aparentemente se conservaba peor.

Su caida en desuso se dio al aparecer los sistemas digitales que reducian la fragilidad del vinilo, mejoraban su resistencia al polvo y la humedad y sobre todo permitian que la musica fuera mas transportable mediante el uso de reproductores portatiles (que tampoco tuvieron mucho exito al verse afectados por las vibraciones).

Ahora bien, conocida la tecnología en que se basa, vamos a la parte del "retrotutorial".

Un reproductor de discos está compuesto por tres elementos. El primero, y mas voluminoso, es una superficie circular que gira sobre si misma a una velocidad fija medida en RPM (revoluciones por minuto, el numero de vueltas que da) llamada "plato". A diferencia de un CD, la velocidad de giro es siempre la misma. El segundo es el cabezal que contiene esa aguja y los sensores que captan su movimiento y el cableado que lleva la señal. Por ultimo, está un "brazo" que sostiene el cabezal y permite que se desplace lateralmente por la superficie del disco.

Para usarlo, lo primero es colocar el disco sobre el plato guiandose por un agujero en su parte central. Hay que tener en cuenta que un disco tiene dos caras (cara A y cara B) que contienen distinto contenido. Una vez colocado, se enciende el mecanismo que lo hace girar a la velocidad adecuada (generalmente 33 o 45 RPM). Después se levanta el brazo con la cápsula y se deposita sobre el disco suavemente. En caso de que no se hiciera con cuidado, el disco podria dañarse. La capsula se mueve desde fuera hacia dentro, por lo que el principio del disco está en la parte exterior (también a diferencia del CD). La música o lo que haya grabado en el disco debería sonar.

Otra cosa a tener en cuenta es que hay distintas partes en un disco de vinilo. Está el agujero central, una etiqueta con información sobre la grabación y mas alla hay varias zonas que son aparentemente circulos concéntricos anchos separados por otros circulos mas pequeños. En los circulos anchos está grabada la música y los circulos estrechos son un separador entre las distintas canciones. Por ultimo, la parte exterior es similar a los circulos estrechos, no contiene musica. En principio, se debe poner la aguja sobre los separadores o sobre el borde exterior para evitar daños en la parte grabada por posibles rebotes al posarla.

Espero que os haya resultado interesante. Un saludo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario